Adiós a Richard Rogers, ganador del premio Pritzker en 2007.

Fuster / Arquitectura  / Adiós a Richard Rogers, ganador del premio Pritzker en 2007.

Adiós a Richard Rogers, ganador del premio Pritzker en 2007.

El icónico arquitecto Richard Rogers falleció el pasado sábado a la edad de 88 años.

Nació en Florencia el 23 de julio de 1933, en el seno de una familia inglesa. Vivió en Italia solo cinco años de su infancia hasta que su familia se trasladó a Londres. Estudió Arquitectura en la Architectural Association londinense y luego continuó su formación en la Universidad de Yale (EEUU). Desarrolló gran parte de su carrera profesional en la capital británica hasta convertirse en uno de los mayores representantes de la arquitectura funcional moderna y uno de los arquitectos más exitosos e influyentes del mundo.

Los 6 edificios más emblemáticos de Richard Rogers son:

1. El Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou de París.
2. La Torre Lloyd’s de Londres.
3. El Tribunal Europeo de Derechos Humanos en Estrasburgo.
4. El Millennium Done.
5. La Terminal 4 del Aeropuerto Madrid – Barajas en Madrid
6. La Torre 3 World Trade Center.

En 1972 diseñó su obra más destacada, el Centro Nacional del Arte y la Cultura Georges Pompidou de París. Con esta obra revolucionaron el concepto de museo, “transformando lo que una vez fue un monumento de élite en un lugar popular de intercambio cultural, situado en el corazón de la ciudad”.

En 1977 fundó Richard Rogers Partnership, su propio estudio en Londres, actualmente conocido como Rogers Stirk Harbour + Partners.

En España diseñó la nueva terminal del Aeropuerto Madrid – Barajas T4, junto al arquitecto español Antonio Lamela, inaugurada en febrero de 2006. Por este proyecto fue galardonado con el premio Stirling de Arquitectura, el más importante del Reino Unido, que concede cada año el Royal Institute of British Architects (RIBA).

En 2007 recibió el Premio Pritzker, el premio de mayor prestigio internacional y el principal galardón concedido para honrar a un arquitecto en el mundo.

Rogers era defensor del potencial de la arquitectura como catalizador del cambio social, consideraba la arquitectura tanto un problema urbanístico como una cuestión política. Defendía como único sistema de ciudad sostenible la ciudad compacta. También era defensor del rendimiento energético y de la tecnología vinculada a la productividad del espacio.

No Comments

Post a Comment